Expectativas

David Guzik :: Hechos 17 – Pablo en Tesalónica Berea y Atenas

El trabajo de Dios en Tesalónica. Hechos Pablo predica en Tesalónica por tres días de reposo Pasando por Anfípolis y Apolonia, llegaron a Tesalónica, donde había una sinagoga de los judíos. Llegaron a Tesalónica: Esta era una importante ciudad portuaria, como a millas kilómetros y una caminata de tres días de Filipos. Había un intercambio, preguntas y respuestas. Y algunos de ellos creyeron: Entre los oyentes, hubo una buena respuesta de algunos. La mayoría de ellos — de hecho, una gran multitud — eran Griegos piadosos, pero también muchas mujeres nobles Judías mujeres nobles no pocas. Sin lugar a dudas, el trabajo fue un éxito: una gran multitud creyó…no pocos. Cuando Pablo estuvo en Tesalónica, recibió apoyo financiero de la iglesia en Filipos Filipenses

Citas con 62128

CITAS QUE ME IMPACTARON : en prosa

Voltaire decía que los peores misóginos siempre son mujeres. Debíamos aprender todavía que el Diablo creó la juventud para que cometiésemos nuestros errores y que Dios instauró la madurez y la vejez para que pudiéramos pagar por ellos. Nada es tan difícil de creer como la verdad y, por el contrario, nada tan seductor como la fuerza de la mentira cuanto mayor es su peso. No hay nada como un estómago vacío para desenmascarar el mito del efecto enaltecedor del hambre de espíritu. Una divergencia literaria, no real …. La básico diferencia entre un hombre y una mujer es que un hombre siempre antepone su estómago a su afectividad.

Información de la aplicación

Shelves: leídos Libro lleno de mitos e historias que me han hecho reír a carcajadas, me han hecho llorar mares, y también me enseñaron una cantidad! Sin embargo, aunque nos cueste c Libro lleno de mitos e historias que me han hecho reír a carcajadas, me han hecho llorar mares, y también me enseñaron una cantidad! Sin embargo, aunque nos cueste comprenderlo, cuando la soledad es elegida y no padecida, puede resultar un estado disfrutable en un mundo que parece haber sido armado para vivirlo de a dos. La cultura nos incentiva a enamorarnos con la expectación de estar completos. Se trata tan sólo de un engaño.

Comentario

Leave a Reply